#2YearsWithMono

No es ninguna noticia nueva que le quiero dar todo lo que tengo al rey del mundo Kim Namjoon, y como aquí me da igual decir tonteras, tengo la libertad de decir que Mono es una de las mejores creaciones líricas que he escuchado en mi no tan corta vida.

Por amor a la objetividad igual, intentaré hablar de Mono como observadora externa, como si no fuera mi disco reconfortante, a ver:

Estar en la cima del mundo es pan de cada día para gente como Namjoon, hace ya varios años que BTS está topeando charts y abriéndose camino a la fuerza en una industria increíblemente racista, machista y xenofóbica. Incluyo machismo en esto porque el discurso de “Los hombres no usan maquillaje” “Llorar/ser sentimental es de maricones” “Esos tipos parecen mujeres” es algo que va dentro del machismo y se usa mucho como ataque a los hombres idols en el kpop en general. BTS ha ido rompiendo con esa ideología tóxica, al fin y al cabo el que inventó los géneros binarios y sus obligaciones me cae mal, pero eso ya es irse mucho del tema.

¿Qué decía? Estar en la cima del mundo, sí. RM es el nombre artístico que usa este tipazo, que tiene su presencia en el escenario, la actitud en los photoshoots, el gustito por enloquecer a las pobres joon biased niñitas como yo. Pero como suele pasar con los artistas en general, hay otro lado más oscuro y deprimente, más tímido y que normalmente se suele esconder por diversas razones.

Si ustedes, amiguis que están leyendo esto, son parte del fandom Army, probablemente estén familiarizades con el proceso creativo y un poco de la personalidad de Namjoon. Con su IQ de tres millones (148 en verdad, lo equivalente al 0.1% de la población mundial y considerado literalmente “genio”, así que… Sí, me gusta exagerar y decir tres millones.) Namjoon es probablemente una de las mentes más caóticas de esta generación y me atrevería a decir la pasada también, al menos en el ámbito de la industria musical. Pondría a Frank Ocean en esta categoría, pero el hecho de que dejara de canalizar ese caos en música me pone triste. Anyways, eso es importante. Namjoon en algún momento dado decidió canalizar una emoción que probablemente fue y sigue siendo muy recurrente en él, y la convirtió en un disco, perdón, una ✨playlist de canciones tristes, nostálgicas, agobiadamente enamoradas y con sentimientos fuertes hacia el mundo que le rodea. Su forma de interactuar con su ambiente realmente se ve reflejado en Mono.

El álbum abre con «tokyo» y se va construyendo a sí mismo con facilidad hasta «forever rain» pasando por algunos altibajos emocionales en «seoul», «moonchild» y bueno… Todas las canciones del disco. El concepto está tan bien entregado que en los primeros segundos del disco nos adentra de golpe al universo de Mono con sonido ambiental de, asumo yo, la ciudad de Tokyo. A esto le sigue una melodía en piano y la voz baja, grave y un poco rasposa de Namjoon hablando en inglés. Con solo escuchar los primeros segundos de canción te das cuenta de que el disco no es del mismo RM que aparece dando un speech presidencial a lo rapero maldito en el video de «Intro: Persona» del disco MOTS: Persona, no es el mismo que se va haciendo el malo con disstracks o gritando a doble tempo en los Cyphers. Este RM que nos muestra en Mono, es el Namjoon emo, y se mantiene estable durante las seis canciones a venir.

Al momento de escribir para BTS, escribe para la industria, para les fans, para army tanto como para antis, es música externa. Escribe pensando en los demás miembros del grupo, en conjunto con Min Yoongi y Jung Hoseok que también escriben para el grupo, e incluso escribe con otros compositores, coreanos o internacionales. En cambio, Mono es un disco personal, a pesar de no ser el único acreditado en el disco, ya que como en la canción“everythingoes” tiene colaboradores, es suyo, es para él, para su consumo y con su drama interno… Cualquiera que fuera aquel drama que le hiciera escribir letras desde el punto de vista del típico niño emo que no sabe en qué punto de su vida está realmente. Es un álbum intrínseco, personal, y eso es lo que lo hace tan fácil de relacionar con une misme. Cada track en Mono tiene temáticas como el dolor, la soledad y la incertidumbre que viene antes de la aceptación o el amor correspondido dentro de cualquier contexto. Algo que duele porque no entendemos, básicamente, el doloroso paso al fin de la adolescencia. Sobre todo para alguien con la responsabilidad emocional de traer serotonina y una zona de confort para les millones de army que hay alrededor del mundo. Namjoon entiende que es demasiado joven para tal grado de responsabilidad y aún así conserva el profesionalismo necesario para mantenerse a la par con las exigencias de su vida de idol, incluso en una era de vida que ya es compleja emocionalmente para el resto de los mortales.

Porque es una etapa de la vida que todes tenemos que pasar algún momento, el adolecer. No hablo específicamente de los años de la juventud y pubertad, sino del estado mental que une pasa en esa era de transición hacia la horrible y temida adultez. Por esto Mono muestra (en mi opinión) al verdadero Kim Namjoon. Al igual que los discos de Agust D representan una parte personal de Min Yoongi, y HOPEWORLD muestre una cara más acertada de Jung Hoseok.

Al escribir para sí mismos, sale algo diferente que al momento de escribir para otras seis personas, o cientos si cuentan a la empresa, o millones si cuentan a les fans. Y es importante recordar que esta responsabilidad de idol es algo que a simple vista parecen llevar muy bien, pero realmente no sabemos lo que pasa por sus mentes.

Éste disco: Mono, es una ventana a los pensamientos de Namjoon, algo que deberíamos aprovechar, poder aprender de sus letras, de lo que expresa en las composiciones musicales delicadas y que no rompen en ningún momento ese aire nostálgico y triste que rodea al álbum, a pesar de que cada canción tenga el toque adecuado de esperanza que no sobrepasa los limites molestos de esas personas neohippies que esparcen su positividad tóxica.

En conclusión: Mono es un disco muy bonito y aún teniendo una estética simple y un poquito minimalista tanto visual como musical, está hecho a la perfección para les sadboys, sadgirls y sadkids en general. Como todo lo que Kim Namjoon toca, deja un pedacito de su alma en esta playlist y nosotres lo recibimos con los brazos y el corazoncito abiertos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s